MICROGEOPHAGUS RAMIREZI (Cíclido enano de Ramírez o Ramirezi)

Nombre Comun: Cíclido enano de Ramírez o Ramirezi

Nombre cientifico: MICROGEOPHAGUS RAMIREZI

Orden: Perciformes.

Familia: Ciclidae.

Tamaño: Hasta los 9 cm.

Ubicación: Venezuela, Colombia y Brasil

Comportamiento: Los Ramirezi son peces pacíficos que gusta de vivir en pareja donde ambos espe-címenes se reparten las funciones de cuidado de los alevines. Suelen mostrar aptitudes violentas en épocas de desove y cuando se mezclan varios individuos del mismo sexo (incluido hembras).

Coloracion: El cuerpo tiene un tono a base azulado o grisáceo. De la cabeza a los primeros radios de la aleta dorsal presenta un color amarillo ocre. Todo el cuerpo está salpicado de pequeñas iridiscencias de color azul claro. También presentes por la zona de cabeza y el opérculo. Las aletas suelen ser de color anaranjado. Los tres primeros radios de la aleta dorsal son negros.

Longitud del acuario:  mínimo 60 litros.

Condiciones del agua: PH 6 a 7; aguas blandas

Temperatura: De 22 a 27º C.

Alimentación: Acepta todo tipo de alimento seco, congelado y vivo. También papillas.

Diferencias entre sexos: Los machos tiene un colorido mucho más intenso que las hembras así como un mayor tamaño. El segundo radio de la aleta dorsal suele ser más largo entre los machos. Las hembras suelen ser distinguibles por el enrojecimiento del abdomen y por tener el cuerpo más redondeado (entre los especimenes jóvenes resulta muy difícil distinguirlos).

Reproducción: Deposita los huevos en el sustrato o en una zona lisa. Son monógamos y ambos padres se encargar de la cría de los alevines. Tras la puesta en 48 o 72 horas, eclosionan los huevos y en dos días más es cuando podemos empezar a suministrarles alimento. Podemos usar nauplios de artemia o huevos de langosta congelados. Debemos tener en cuenta que las crías son muy sensibles a cambios de temperatura, compuestos nitrogenados o variaciones de pH. Debemos alimentar poco, varias veces al día. Tenemos que tener mucho cuidado con la calidad del agua, por lo que los cambios de agua sifonando el fondo se hacen importantes.