Monos, mascotas únicas y singulares

Monos, mascotas únicas y singulares

 

Tener monos como mascota implica que tenemos y contar con el espacio adecuado y el tiempo para dedicarle los cuidados especiales que estos singulares amigos requieren. Y para ello, es importante que tomes en cuenta que los monos son animales y no personas adultas y por lo tanto no comerán ni se comportaran como lo haces tú.

 

Cuidados que requieren los monos

  • La alimentación de los monos se debe basar en unas dietas equilibradas y concretas que contenga todos los elementos y nutrientes que ellos necesitan.
  • A los monos hay que proporcionarse aseo de forma diaria. Esto implica que debes darle una ducha, cepillar su pelo, lavar sus dientes, entre otros detalles más.
  • Por lo menos una vez a la semana debes cortar las uñas de tu mono. Y una vez por mes se le debe hacer un corte de su pelaje.
  • Mientras el mono es bebé, va requerir del uso de pañales y poco a poco debes ir enseñándolo a usar el baño.
  • Los monos deben de contar con una jaula, esto es indispensable para que lo podamos guardar en los casos que se requiera, como la llegada de visitas o cuando tengas que dejarlo solo en casa. Nunca lo dejes suelto si va a quedar solo. Esta jaula tiene que ser grande, fuerte y contener además accesorios de entretenimiento y comida.

 

Tener un mono como mascota no es una tarea sencilla

Desde pequeños vas a tener que educarlos como a niños, enseñándoles no solo el uso del baño, sino a que no deben morder y mucho menos destrozar la casa. Es justamente de esta calidad de educación que le des a tu mono, que podrás determinar si la convivencia entre ambos es un éxito o por el contrario resultó ser un fracaso.

Y es que tener un mono como mascota, no es una tarea nada sencilla y por lo tanto para algunos esta opción no supone ser para nada atractiva. Debes contar con el tiempo suficiente para que atiendas a un mono que puede vivir 40 años actuando como un niño de 2. Por lo que si eres una persona de horarios complicados no te resultará.

Los monos representan además un alto coste a nivel económico, dado a que requieren de cosas concretas para mantener su buena salud y llevar una vida de calidad. Por lo general, es recomendable como mascota para personas con un nivel de vida alto. Pero si de todas formas quieres tener monos contigo, seguro que al menos quieres que su estado físico sea el más adecuado.